martes, 4 de diciembre de 2007







Hace muchos años por Navidad compré orejones.



El caso es que comí y después de digerirlos me quería morir.



Me intoxiqué, vómito, diarreas, tube que ir al hospital.



Queda la duda de que tendrían los orejones...



Un pesticida?



Y yo que se , menos mal que estoy aquí. jajajaja

No hay comentarios: